15 mayo 2011

Schubert, Sei mir gegrüßt



En 1822 Franz Schubert, que entonces contaba veinticinco años, había compuesto ya siete sinfonías, nueve óperas que apenas consiguieron estrenarse para ser un completo fracaso, música de cámara y piano con mejor aceptación y, sobre todo, un número extraordinario de lieder muy populares. Este mismo año compuso el delicado y emotivo lied titulado "Sei mir gegrüßt", con texto de Friedrich Rückert y dedicado a Frau Justina von Bruchmann.

Justina era hija de Johann Christian Ritter von Bruchmann, uno de los hombres más ricos de Viena y director del Wiener Nationalbank. Franz, hermano de Justina, era poeta y estudiante de filosofía, amigo y posiblemente condiscípulo de Schubert. Durante sus años de formación, de 1820 a 1823, fue un vínculo importante entre el compositor y el círculo de poetas y escritores románticos que había en Viena. Su lujosa residencia estaba abierta a todas las manifestaciones culturales de vanguardia: allí se ofrecía la lectura de nuevas obras literarias y también con frecuencia las famosas "schubertiadas", en un ambiente de animada celebración donde Justina y su hermana Isabella ejercían de encantadoras anfitrionas.

Entre los asistentes se encontraban algunos de los que serían fieles y grandes amigos de Schubert: el poeta Johann Mayrhofen, el pintor Leopold Kupelwieser, Moritz von Schwind y Franz von Schober, poeta, libretista y litógrafo. Este último estuvo comprometido con Justina durante algún tiempo, pero finalmente la familia de élla no aprobó aquel matrimonio.

Justina von Bruchmann falleció en 1830. Franz Schubert la había precedido dos años antes.



¡Oh, tú, que fuiste arrebatada de mi lado y mis besos,
te saludo, te beso!
Alcanzada sólo por mis saludos anhelantes,
Te saludo, te beso.

Tu, concedida a este corazón de la mano del amor,
Arrebatada de este pecho,
Con este torrente de lágrimas,
Te saludo, te beso.

A pesar de la distancia
Que se interpone perversamente entre tú y yo;
Para contrariar los celos del poder del destino,
Te saludo, te beso.

Al igual que tú, en la más hermosa primavera del amor,
Venías a mí con saludos y besos,
Con los torrentes más ardientes de mi alma,
Te saludo, te beso.

Un suspiro de amor borra el tiempo y el espacio,
Estoy contigo, estás conmigo,
Te estrecho entre mis brazos,
¡Te saludo, te beso!

(Traducción Mercedes Vivas)

Franz Schubert "Sei mir gegrüßt", op. 20 no. 1, D. 741



O du Entrißne mir und meinem Kusse,
Sei mir gegrüßt, sei mir geküßt!
Erreichbar nur meinem Sehnsuchtgruße,
Sei mir gegrüßt, sei mir geküßt!

Du von der Hand der Liebe diesem Herzen
Gegebne, Du von dieser Brust
Genommne mir! Mit diesem Tränengusse
Sei mir gegrüßt, sei mir geküßt.

Zum Trotz der Ferne, die sich feindlich trennend
Hat zwischen mich und dich gestellt;
Dem Neid der Schicksalmächte zum Verdrusse
Sei mir gegrüßt, sei mir geküßt!

Wie du mir je im schönsten Lenz der Liebe
Mit Gruß und Kuß entgegenkamst,
Mit meiner Seele glühendstem Ergusse,
Sei mir gegrüßt, sei mir geküßt!

Ein Hauch der Liebe tilget Raum und Zeiten,
Ich bin bei dir, du bist bei mir,
Ich halte dich in dieses Arms Umschlusse,
Sei mir gegrüßt, sei mir geküßt!

3 comentarios:

Ranita Azul dijo...

Maravilloso contenido, me encanta la forma y cómo enriquece el mismo en esas muestras de verdadera belleza y arte. ¡Gracias!. Elisa

Ranita Azul dijo...

Gracias también por dejarle en su idioma.

Un cordial saludo.

Classic Musica dijo...

Gracias a Schubert y a Rückert. Es muy hermoso este lied, tanto el texto como la música.
Te devuelvo el saludo.
Rosa